domingo, 15 de octubre de 2017

Au pair: Primera semana... ... y última

He tardado en subir esta última, no he tenido apenas tiempo para sentarme tranquilamente a editar la entrada, pero finalmente aquí está.. Es un poco más larga de lo que esperaba que fuese, pero quería contarlo ya todo aquí. Espero que no os aburra a pesar de su longitud.
Podéis ver las anteriores aquí y aquí.


El martes por la mañana decidí fingir que todo estaba bien, a pesar de estar fatal. Le hice el desayuno al niño, y me fui a desayunar yo con él. Ese día lo llevaba ella y yo lo recogería, así que decidí irme al pueblo de al lado a comprarme un abrigo.

Pasé toda la mañana por ahí. A mitad mañana me llama para decirme que al final va a ir ella a recogerlo, yo diciéndole que no me importaba ir yo, pero ella que no y que no, que el niño lo había pedido así que iría ella. Como espera que me acerque más a él si las oportunidades que tengo me las quita?

Viendo que todo parecía un poco más en calma, decidí llamar a mis padres para contárselo todo lo ocurrido, como me echó de casa con esa facilidad. Por supuesto no les gustó nada. Ellos confiaban en que me había ido a una buena familia y entonces esto... Incluso mi madre me dijo que ya con lo del domingo anterior ya había sido raro, que según ella ya estaba mal conmigo y que lo del lunes fue solo una excusa para echarme la bronca e invitarme a irme.

Cuando llegué la madre no estaba. Pues tranquilamente me preparé mi comida y esperé hasta que llegaran. Cuando lo hicieron venían con una amiga de la madre. Yo la conocía ya, ningún problema.
En cuanto la madre me ve me dice que sus llaves se han rato y por la mañana como yo no estaba en casa había tenido que ir a buscar a su amiga para poder entrar, todo esto enseñándome las llaves en perfecto estado.. Le dije que si me hubiese llamado yo habría venido enseguida a abrirle, que no me hubiese importado estar lejos, y me dice que le de mis llaves, yo flipando, pues las llaves estaban perfectamente. A mi me sonó a que me las quería quitar.. Cosa que no me gustó. El día anterior me quiere echar de casa y ahora esto.. Muy raro. Pero hasta aquí nada flipante.
Lo que si fue cuando la amiga se me planta delante y me suelta: "Como sabrás soy muy amiga de Nombre de la madre, la quiero mucho y deseo lo mejor para ella. Estoy muy preocupada por que la veo mal. Como te dije, soy policía, mira mi placa * dice mientras me la enseña *. Ahora quiero ver tu pasaporte, lo tienes aquí verdad? bajamelo, quiero verlo ahora".
Yo ya no sabía en que color de todos flipar. Pretendía intimidarme o amenazarme? Pasaba de líos y como no tenía nada de esconder fui a por el pasaporte y se lo enseñé, teniendo claro que solo lo vería y ni se lo guardaría ni le haría ninguna foto. No tenía ni tan siquiera porque enseñárselo y ya lo estaba haciendo. Lo miró y no se porqué le pareció extraño que fuese nuevo.. No se, es la primera vez que viajo para mucho tiempo fuera, hasta el momento con el dni me bastaba, pues claro que es nuevo. Me dice que todo bien y me lo devuelve.
Yo ya entre lo del día anterior y ahora esto no podía más, la cosa no parecía que fuese a ir a mejor ni que ella tuviese intención de arreglarlo, pues era incapaz tan siquiera de mirarme cuando me hablaba. Así que en cuanto se fue otra vez decidí subir a mi habitación y empezar a hacer las maletas, no iba a seguir mucho más tiempo en esa casa.
Llamé a mis padres y se lo conté, por supuesto me dijeron que me fuese de allí ya mismo. Llamé a un amigo y le pedí quedarme en su casa hasta que encontrase otro sitio a donde irme. Y comenté todo lo que había pasado en un grupo de au pairs españolas en Londres, la gente flipaba. Y una chica enseguida me dijo que donde trabajaba estaban buscando gente.
La madre, no se si por miedo a que me fuese sin más o que, me dejó al niño en casa, así por supuesto no iba a irme ni loca. Así que en cuanto tuve las maletas medio hechas me puse a jugar con él, raramente justo ese día si quería jugar conmigo. Lo más gracioso es que cuando ya tenía claro que me iba a ir de allí las cosas con él fueron mejores. Jugamos juntos, hablamos mucho e incluso me pidió que le enseñase algunas palabras en español. Pero a pesar de eso la situación no era nada buena y no podía seguir allí. Lo tenía claro.
En cuanto la madre vino le dije que quería hablar con ella y enseguida supo ya que quería irme. Yo le dije que sí, que aquella situación no parecía que pudiese ir a mejor, que aquello no podía salir bien ni para ella ni para mi, y que había decidido que lo mejor sería irme. Entonces ella me reprochó que si sería lo mejor irme, pues gastaba mucha luz (cuando es ella la que se va a dormir y se deja absolutamente todas las luces de casa encendidas, y era yo quien tenia que ir habitación por habitación a apagarlas todas) y mucha agua, que puede que en España no paguemos facturas pero allí si y yo le salía cara. Que ella para ducharse no usaba tanta agua, se llenaba la bañera y usaba esa, creo que no recordaba que a mi me había enviado a ducharme al otro baño donde lo que hay es un plato de ducha, esta mal conseguir llenar eso. Y si tengo el pelo largo pues es normal que gaste un poquito más de agua que si lo tengo corto. No se, vamos, son cosas que yo veo normales.
También me reprochó algunas cosas más sin sentido que ya no recuerdo pues ya no le escuchaba, tan solo quería subir a por mis cosas para irme. Me dijo que vale, que me podía ir pero que hasta la semana siguiente nada. El día anterior me decía que me podía ir ya mismo y hoy ya no? Le dije que no, que me iba ya, ella me respondió que al día siguiente, y le dije que tampoco, que me iba a ir en cuanto tuviese las recosas recogidas, que mi amigo iba a venir a por mi cuando terminase de trabajar. Me daba igual ya estar haciendo mal las cosas, no se había portado nada bien conmigo, así pues porque iba a hacerlo yo ahora con ella?
Subí a mi habitación e hice tiempo allí. Al poco vino ella a darme 30 libras, por según ella, haber llevado al niño al cole el día anterior. Que esto creo que no lo dije en la entrada anterior, pero el día anterior me di cuenta de que me había desaparecido dinero, yo tenía un sobre con dinero que me había traído de España cambiado y como no tenía cuenta de banco lo tenía todo en un sobre y para no llevar gran cantidad de dinero detrás lo dejaba dentro del armario. No quise sospechar de ella, pero era la única opción que tenía, pues yo estaba totalmente segura de no habérmelo gastado, uso una aplicación en el móvil para llevar la cuenta de todo lo que gasto aparte de acordarme de todas las veces que había necesitado pagar algo esa semana. Y ya fue mucha casualidad que la cantidad que me faltaba era la misma que ella había decidido darme al irme. Todo muy raro, pero como no podía estar segura del todo ni tenía pruebas decidí no decirle nada.

Llegados a ese punto me daba igual todo. Me daba igual que el dinero que me estaba dando fuese realmente el mio, que no me hubiese pagado la semana anterior, pues según ella no estaba trabajando aún así que no me pagaría (a la hora de pagar no estaba trabajando, pero luego bien bien que se quejó de que si no hacía mi trabajo. Pero no se suponía que decías que yo esta semana estaba de vacaciones?). Tan solo quería irme y dejarlo todo atrás.
Cuando llegó el momento baje todas mis maletas y me fui a despedirme. En cuanto el niño me vio con ellas me preguntó enseguida si me iba, a donde y por que. Y fue a su madre a decírselo, que porque me iba de allí. Me dio muchísima pena, pero no podía quedarme, en toda mi vida he hecho muchas cosas en las que yo salía perdiendo por otras, pero ya no podía seguir así, no podía permitir que se aprovechase de mi. Tampoco he mencionado esto, pero antes de ir ella me dijo que yo no haría absolutamente nada de trabajo de casa, que eso era cosa suya, y unos días antes me había dado una hoja con mis tareas, donde muchas cosas no eran lo que me había dicho y además algunas de ellas ni tan siquiera eran tarea de una au pair.

Me fui. Recuerdo como en el tren, aún sin ser capaz de creerme lo que había pasado, le decía a mi amigo que como podía ser apenas 3 días antes estaba con él contándole lo bien que estaba con la familia en la que estaba, que me empezaba a sentir agusto y había tenido suerte, y ahora, muy poco tiempo después, como podían haber llegado a cambiar tanto las cosas para terminar yéndome.


Pero la historia ni terminó aquí. Dos días después de irme recibí un whatsapp de la madre diciéndome de muy malas formas que había informado a las oficinas del NIN y a inmigración de que yo pretendía hacer que vivía con ella para conseguir los papeles, y que era todo mentira lo que decía. Pero como se le podía ir tanto la pinza a esa mujer?
No se si de verdad lo hizo o que, a mi de momento nadie me ha dicho nada. Pero en el caso que lo hiciesen yo tengo suficientes pruebas para demostrar que si estaba en su casa como au pair y también que me echó de ella.

Y para más inri, dos días antes de irme mis padres me enviaron una caja con toda mi ropa de abrigo, por supuesto iba a esa casa. Yo pensaba que estaría allí cuando llegase. Intenté cambiar la dirección pero no fue posible que se recibiese donde pedí. La madre antes de irme me dijo que le diese una nueva dirección donde reenviarmelo una vez llegase, le pedí ir a por ella, para ella sería más cómodo eso, pero no me quería cerca de su casa. Le pedí si en vez de mi podría ir una amiga a recogerla, cosa que tampoco quiso, finalmente le di una dirección y justo en ese momento me suelta que la ha mandado otra vez para España, que ya cuando llegue que mis padres me la vuelvan a enviar. Le pedí el numero de referencia pero ya nunca más me respondió. Y todo esto por SMS pues me había bloqueado en whatsapp.
Pasé casi dos semanas esperando la caja que nunca llegaba. No tenía absolutamente nada de abrigo, pues yo contaba con que esa caja llegase la misma semana que yo a Londres así que me puse lo menos pesado en la maleta, no podía arriesgarme a llenarla mucho y que tuviese que quitar en la cola de facturación. (Sí, se que fue un error enorme no llevarme nada de abrigo, de verdad creía que todo iba a salir bien y no tendría problemas por mandarlo varias días después). De repente el lunes recibo un sms de la amiga policía, diciéndome que mi caja la habían dejado en una iglesia de un pueblo cerca de donde viven y que si la quiero recuperar que vaya allí a por ella el martes de 10 a 12. Yo le dije que no podía pues trabajaba todas las mañanas y me era imposible, que iría por la tarde, y me responde que no porque solo abría para el café (que clase de iglesia abre únicamente para el café? Es acaso una cafetería?). Yo ya no me creía nada de ellas así que para confirmarlo llamé a la iglesia. Extrañamente es así, pero al menos conseguí averiguar que la mujer los viernes estaba allí hasta las 2 de la tarde, así que le pedí ir ese día a recogerlo antes de esa hora.
Bueno, fue un poco caos ese día, yo que ya daba mi caja por perdida con todo dentro, finalmente la pude recuperar.


*               *               *


Ahora, un mes después, ya por fin ha terminado toda la historia con esta mujer. Ya no necesito saber nada más de ella y puedo pasar página. Pero aún no me puedo creer todo lo que me ha pasado.

Mi experiencia fue horrible y extremadamente breve. Tal vez algunos penséis que me rindo facilmente, pero ya no quiero saber nada del mundo de au pairs. Por el momento al menos estoy segura que no, más adelante... Lo dudo, pero jamás digas nunca.

Y como he dicho antes, una chica que también tuvo mala experiencia como au pair me dijo que estaban buscando una chica en donde ella había entrado a trabajar, así que aún no me he ido de esta ciudad, sigo por Londres, pero trabajando en otra cosa. Dos días después de irme de aquella casa iba allí y firmaba contrato y al día siguiente empezaba a trabajar.

Me enamoré de esta ciudad, así que no iba a ser fácil echarme de aquí. Muchas puertas se me tienen que cerrar antes de rendirme y volverme a mi ciudad.

Así que.. Esta sección creo que termina aquí. Tal vez alguna vez se me ocurra subir alguna entrada si hago algún plan que creo interesante.. Y si no, de momento seguiré con las reseñas.

10 comentarios:

  1. ¡Joder!
    ¡Hola por cierto!
    Sigo a cuadros mujer, menuda la de tu experiencia, yo tengo pensado hacer de Au Pair pero dentro de unos años y rezo para que no me toque a una mujer de esta calaña como la que te toco a ti. Me alegro un montón de que por fín seas feliz y estés a gusto allí.
    Besos enormes<3

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    Menos mal que seguirás con las reseñas.
    ¡Vaya, qué experiencia!

    Aún así,
    Te mando un fuerte abrazo ^^

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola, hola! Que fuerte me parece todo, esa mujer no estaba bien de la cabeza... osea ¿hola? Hiciste bien en irte en cuanto pudiste. Me alegro de que aunque esta experiencia haya ido mal, al menos te vaya bien ahora y estés trabajando en otra cosa^^

    ¡Besitos!

    XX ASH XX

    ResponderEliminar
  4. ¡Holaaa! Que mal que hayan empañado una experiencia que puede ser tan bonita con algo así, esa mujer de verdad que estaba mal...
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  5. Hola. ¡Qué Odisea! He leído todas las entradas relacionadas con lo de au pair y se me han quitado las ganas de ese trabajo. No es que tuviera en mente próximamente irme de au pair, pero la verdad es que si lo tenía en mente para ir alguna vez, no lo tengo tan claro.
    No creo que todas las familias allí sean así. Supongo que tuviste mala suerte. Aunque yo más que preocuparme de los padres, me preocuparía de los niños, que muchos de ellos son unos pasotas y te lo hacen pasar mal delante de sus padres. Los padres también son para echarles de comer aparte, pero ahí y en todos lados y si encima te toca la paranoica de turno como esta, mucho peor.
    Siento que haya sido una mala experiencia, espero que ahora que trabajas en otra cosa puedas ganarte la vida y seguir en Londres si tanto te gusta.
    Mucha suerte

    ResponderEliminar
  6. Holaaa
    Que horror de experiencia, siento muchísimo que te pasara esto y entiendo tu destrozo sentimental y que no quieras saber nada de ello, tiene que ser horrible vivir lo que has vivido...
    Siento mucho que haya sido así y te mando un abrazo enorme y mucho ánimo!

    ResponderEliminar
  7. Si te soy sincera, hace un par de días atrás me acorde de ti, me puse mal incluso al recordar todo lo que estabas pasando y esperaba que todo hubiera mejorado. Recuerdo que la entrada anterior fue hace bastante tiempo y la verdad a mi me dejo preocupada :( Me alegra saber que , al menos, pudiste recuperar tu caja con tu ropa y que ya te hayas ido de esa casa de locos. Espero que igual hayas podido arreglar todo por la migración, que nadie venga a cuestionarte nada porque no te lo mereces luego de todo lo que has pasado. Espero que vengan muchas buenas experiencias, la verdad que pobre nene no merece tener una madre así... Y la policia mas que ayudar empeora todo. En fin, mucha suerte en Londres, me alegra que tengas a tu amigo allí y espero leer pronto m

    Jazmin - Navegando entre Letras

    ResponderEliminar
  8. ¿Pero qué coñ....? No me lo puedo creer. No lo entiendo y no me entra en la cabeza ¿pero a esa gente qué les pasa? Es muy fuerte todo lo que te ha pasado. Yo tengo vecinos con una au pair italiana y se la ve muy a gusto. No creo que después de ésto quieras repetir la experiencia, ¡te tocó la casa de los locos! pero te animo a que pruebes otras cosas, otras formas de viajar y lo más importante es que ésto te sirvió para aprender ¿el qué? no lo sé, eso solo lo sabes tú. Espero que a partir de ahora todo vaya mejor ^^ Besos besos

    ResponderEliminar
  9. ¡Hola!

    Wow, que mala experiencia, que señora tan loquita creo que no le caiste bien o algo así, en fin. ójala que tu próxima familia sea mucho mejor y mucho ánimo hermosa que todo saldrá bien <3

    ¡Saludos!

    PD: Vengo de la iniciativa de seamos seguidores y ya tienes nueva seguidora, te invito a visitarme <3

    ResponderEliminar
  10. Madre mía, vaya mujer :(.

    Es de locos, primero se comportaba bien contigo y después no... Y además, tu vas desde lejos y encima te hace eso :(.

    Ojalá que en un futuro te vuelvas a animar a hacer de au pair. Y si no, ha sido otra experiencia en tu vida.

    Espero que te vaya todo muy bien.

    Besos y nos leemos!

    Marieta ~ Relatos de una náufraga

    ResponderEliminar

Un blog se alimenta de comentarios, tanto si te ha gustado como si no me encantaría conocer tu opinión ^^