viernes, 22 de septiembre de 2017

Au pair: Primera semana... - Parte 2/3

Aquí esta la segunda parte de mi primera semana.. Si no habéis leído la anterior podéis verla en este enlace.

Llega el lunes. 
Era el primer día que lo llevaba yo sola al cole. Fue bastante bien. En el tren coincidimos con una madre que justo es española, de la misma ciudad que yo, Valencia, y nos pusimos a hablar, que que tal me iba y me contó algunas cosas sobre la familia.
Como recién llegada a la ciudad, tengo un montón de papeleo que tal vez conviene hacer al principio, no tienes porque pero si puedes vale la pena, si la intención es quedarse a largo plazo. Por lo que ella me dijo que si después de dejar al niño no tenía nada que hacer, nos hacíamos un café juntas y me ayudaba con todo.
Yo pregunté a mi host mum si me necesitaba para algo o podía ir a hacerme ese café, a lo que me dijo que ningún problema.
En una mañana esta chica me llevó a por los papeles para registrarme en el GP (medico en inglaterra), me dijo dos sitios donde podía solicitar la tarjeta del establecimiento para así tener cartas a mi nombre en donde estaba, me consiguió cita para el NIN y para el consulado, para demostrar que estoy aquí ya.
Son cosas que no hacen falta si tienes intención de en cuanto termine tu experiencia de au pair irte, pero como yo no se si me quedaré aquí solo un año o más tiempo, me interesaba tenerlo, sobretodo para ir adelantando cosas cara al Brexit.
Cuando llegué a casa le comenté a mi host mum todo eso, y que me habían dicho que para el NIN me habían solicitado una carta suya diciendo como que yo estaba viviendo con ella, a lo que ella me respondió que no podía hacer eso, porque si ella decía que yo estaba viviendo con ella tendría que pagar más impuestos, cosa que me extraña, nunca había oído eso.. Se supone que los impuestos van por hogar no por cantidad de personas que vivan. Pregunté y efectivamente así es. Yo tengo razón y ella pretendía tomarme el pelo.
Y no solo eso, también me dijo que porque quería el NIN, pues allí no me hacía falta, que eso es solo por si quieres trabajar, y claro yo le dije que cuando terminase el tiempo que iba a estar con ellos alomejor me gustaría buscarme otro trabajo, no se ella como lo interpretó, que se pensó que me quería buscar otro trabajo ya mismo.

Se fue a recoger al niño al colegio, y derrepente me manda un whatsapp diciéndome que si cuidar niños no era lo mío y prefería buscar otro trabajo que ella lo entendía, que me daba un mes para buscar otra cosa e irme, o que si me quería ir ya mismo para España no había problema, que mientras ella buscaría otra au pair. Os podéis imaginar como me quedé yo. Enseguida le respondí que había habido un mal entendido, que yo no quería buscarme otra cosa, yo estaba agusto con ella y el niño y me intención era quedarme todo el tiempo que habíamos acordado. Que sí tenía interés y que había necesitado unos días para poder cogerme a su ritmo y su rutina. Y va y me responde que el resto de au pairs no tenían NIN (y dale con compararme con las otras...! Hay que sí lo tienen, solo que ella no l@s conce), que ya no cree nada de lo que le digo, que se había estado fijando y yo no tenía interés por su hijo (lo que ella no sabía era la de veces que le había dicho al niño de hacer cosas juntos y como siempre decía que no). Ya esta, ya pasé de responder más pues si dudan de mi credibilidad yo ya no tengo nada más que añadir, para mi la conversación termina ahí.

Releí varias veces el whatsapp para comprobar que realmente me estaba echando.. Enseguida se lo conté a mis amigos y a mi hermana, a mi madre preferí no decirle nada por no preocuparla.
Al poco llegó y viene a mi habitación a preguntarme que si había leído su whatsapp, y entonces se puso a decirme que eso no podía ser, que su hijo había perdido a su padre hacía unos meses (esto se había pasado la semana entera diciéndomelo), que él necesitaba alguien que le hiciese compañía, y que porqué quería otro trabajo, yo super cabreada que estaba, ya ni le hacía caso, solo quería irme de allí. Básicamente me repitió casi lo mismo que me había dicho por whatsapp, que le daba igual todo, que solo quería que me llevase bien con su hijo, que lo de aprenderme la rutina suya y horarios era todo una excusa mía.
Entonces me dijo que si quería que hablásemos con una au pair que está en el mismo pueblo, para que nos ayudase traduciendo. Hablamos, la pobre chica traduciendo todo, y al final la mujer por fin se dio cuenta de que ella lo había interpretado todo mal, que yo de verdad no quería buscar un nuevo trabajo.
Quedamos en que intentaríamos unos días a ver que tal iba la cosa, si conseguíamos que mejorase todo.
Yo en ese momento estaba más que cabreada con todo eso, no quería saber nada de nada. Antes de que ella llegase a casa me había puesto a buscar nuevas familias y decidí no dejar de buscar, por si acaso.
Aunque se hubiese arreglado todo, yo ya no me podía sentir segura allí. Una persona que a la mínima te dice que te vayas, como puedes saber que no volverán a cruzarsele los cables y echarte?
Después de toda la tarde así, a esas horas de la noche yo ya estaba con unos nervios encima que era incapaz de nada. Ni de cenar.
Aunque.. Que iba a cenar? En esa casa solo había noodles y arroz. Fui a comprar con ella el primer día y fue casi lo único que compramos, y fruta, que ya me había comido más de la mitad. Ya no compramos nada más, ni ella me dio dinero para comprar nada. Yo le pedí algo de carne o pescado pero como me dijo que en casa tenía, me confié. Pero no había nada de eso...

Un buen follón había allí y aún ni había cumplido una semana en esa casa.
Para saber que fue de mi al final tendréis que esperar a la tercera parte 😉

5 comentarios:

  1. ¡Hola! SOS me parece todo super fuerte, los malentendidos pueden darse y tal, pero echarte así de primeras? Osea no se lo veo un poco injusto. Yo también habría hecho todo lo que has dicho por si decides quedarte más, es más lógico y más rápido, que luego ir corriendo. No se pero espero que todo te vaya bien

    ¡Besitos!

    XX ASH XX

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    Uff necesito saber más de esta historia, podrías hacer hasta un libro y todo porque madre mía.

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola! La verdad me parece que se ha pasado esta mujer contigo :( Espero que pronto se puedan arreglar las cosas con ella, no debería de mentirte en cuanto a la comida o con los impuestos, solo por dinero. No creo que tengas que pasarla mal para poder estar bien con ella de alguna manera. Realmente espero que todo esté bien en este momento y que puedas convivir de buena manera, yo también estaría un poco de decepcionada si es que es una experiencia así y me alegra que puedas estar viendo igual a otras opciones porque siempre hay que tener una carta bajo la manga :( ¡Nos leemos!

    Jazmin - Navegando entre Letras

    ResponderEliminar
  4. ¡Hoola!
    Vaya que mala pasada, la mujer no tendría porque haber reaccionado así y mucho menos querer pasarse de lista contigo con los impuestos. Espero que las cosas mejoren o puedas encontrar una nueva opción porque así no puedes seguir.
    ★ Un abrazo ★

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola!

    Vaya, pues suerte que todo fue un malentendido. Pero almenos te llevaste una experiencia y eso te será útil por si te vuelve a pasar.

    Aunque ya haya pasado: muchos ánimos y espero que no tengas más malas experiencias como au pair :).

    ¡Besos y nos leemos!

    Marieta - Relatos de una náufraga

    ResponderEliminar

Un blog se alimenta de comentarios, tanto si te ha gustado como si no me encantaría conocer tu opinión ^^